21 Poemas para niños ideales para leer a tus hijos

Facebook
Twitter

En mi día a día como madre y maestra he tenido que buscar, en muchas ocasiones, poemas para niños, infantiles y poemas cortos para niños de primaria.

Por ello, he decidido crear este artículo para recopilar poesías para niños de diferentes edades de primaria, ya que muchas veces me he preguntado ¿dónde puedo encontrar poemas para niños?.

También son una de las mejores actividades si el niño está aprendiendo con el método Montessori.

Vais a encontrar poemas que rimen, poemas famosos, poesías divertidas para niños… 

Además de poemas cortos y algunos más largos, así tenéis para elegir lo que mejor os convenga según vuestra situación personal.

Pero lo mismo te preguntas ¿qué es la poesía para niños? 

La poesía para niños comprende los textos escritos por ellos mismos, por niños y adolescentes o los que se consideran adecuados para ellos.

Para seleccionar estos poemas he tenido en cuenta las diferentes circunstancias con las que yo me he encontrado.

Como por ejemplo, poema corto para memorizarlo, poema para leer por las noches a mi hija, poesía para recitar en clase, a veces he usado estos poemas para realizar diferentes ejercicios, como a partir de algún verso los niños debían crear o hacer o inventar poemas por ellos mismos…

A continuación, vamos a ver los diferentes poemas y en algunos podéis encontrar vídeos con el poema recitado.

Leerles a los niños poemas tiene grandes beneficios:

  • Estimula el desarrollo emocional, cognitivo y comunicativo.
  • Adquisición de nuevos conomientos.
  • Aumento de vocabulario.
  • Adquisición de valores, como la amistad, amor, vivir con alegría, felicidad…
  • Desarrollo de habilidades lingüísticas y cognitivas.
  • Mejora la expresión corporal.
  • Favorece el desarrollo del lenguaje.
  • Apreciamos la musicalidad.
  • Potencia el aprendizaje artístico.
  • Gusto por la lectura.
  • Fortalece el vínculo padre e hijo.
  • Favorece la memoria.
  • Y por último, mejora la dicción.

Animaos a leer poesías a los niños, ¿cuándo es el mejor momento? pues depende.

Cuando leemos poemas a los niños se calman y se relajan, gracias a la musicalidad que tienen, por lo que por las noches sería ideal.

Pero cualquier momento del día es bueno para leer un poema e invitar a tu hijo a dramatizarlo, os podéis disfrazar e interpretar.

Incluso puede dibujar todo lo que se le pasa por la cabeza cuando le recitas un poema.

¡Os lo pasaréis genial y ya habéis leído todos los beneficios que tiene!

Los ejemplos que cito a continuación son para leérselos al niño a cualquier edad, incluso para niños de kinder.

Poemas infantiles cortos

Dentro de estas características he elegido estos dos por su musicalidad, porque se pueden cantar perfectamente.

Son muy cortitos, hay uno con dos estrofas de 4 versos cada una.

A los niños les encantan y como veis, en un momento se recitan.

Aunque no soy partidaria de la memorización, sé que muchos buscáis poemas para ello, estos me gustan por su rima y para niños de 5 años, 6 años y 7 años están bien.

El barquito de papel

Amado Nervo

Con la mitad de un periódico
hice un barco de papel,
en la fuente de mi casa
le hice navegar muy bien.

Mi hermana con su abanico
sopla, y sopla sobre él.
¡Buen viaje, muy buen viaje,
barquichuelo de papel!

La madre triste

Gabriela Mistral

Duerme, duerme, dueño mío,
sin zozobra, sin temor,
aunque no se duerma mi alma,
aunque no descanse yo.

Duerme, duerme y en la noche
seas tú menos rumor
que la hoja de la hierba,
que la seda del vellón.

Duerma en ti la carne mía,
mi zozobra, mi temblor.
En ti ciérrense mis ojos:
¡duerma en ti mi corazón!

Poesias cortas para niños

Los siguientes poemas son para niños de primaria también y he mencionado su título y autor

Serían útiles para recitar a los bebés, también son poesías para niños de primero de primaria, ya que constan de palabras cortas para leer, son fáciles.

La primavera ha venido

Antonio Machado

La Primavera ha venido

nadie sabe como ha sido.

Ha despertado la rama

y el almendro ha florecido

y en el campo se escuchaba

el gri gri del grillo.

La primavera ha venido

nadie sabe como ha sido.

Abuelita

Tomás Allende Iragorri

Quién subiera tan alto
como la luna
para ver las estrellas
una por una,
y elegir entre todas
la más bonita
para alumbrar el cuarto
de la abuelita.

Poemas y versos cortos para niños

En las siguientes poesías infantiles he seleccionado que sean breves, como he mencionado son fáciles para su lectura en la etapa de preescolar.

Además si sois de latinoamerica son aptos para primer grado.

Como podéis ver son poemas chiquitos.

Canciones

Gloria Fuertes

Lo importante de un niño

no es que sea un empollón

y recite como un loro

sin entender la lección.

Lo importante de un gato

es que cumpla sus funciones

-no que sea blanco o negro-,

sino que cace ratones.

Poemas para niños

La mosca y el mosquito

Gloria Fuertes

Soy una mosca,
me quiero casar
con un mosquito
que sepa volar.

– Soy un mosquito,
me quiero casar
con una mosca
que sepa bailar.

– Soy una mosca
que sabe bailar,
y el violín
también sé tocar.

– Ti-ri-ri-rí,
ti-ri-ri-rá;
con mis patitas
yo llevo el compás.

– Soy un mosquito,
ti-ti-ri-rí;
a nadie pico,
y vivo feliz.

Escuela

Federico García Lorca

MAESTRO
¿Qué doncella se casa con el viento?

NIÑO
La doncella de todos los deseos.

MAESTRO
¿Qué le regala el viento?

NIÑO
Remolinos de oro y mapas superpuestos.

MAESTRO
Ella ¿le ofrece algo?

NIÑO
Su corazón abierto.

MAESTRO
Decid cómo se llama.

NIÑO
Su nombre es un secreto.

(La ventana del colegio tiene una cortina de luceros).

Poemas cortos para niños - Escuela de Federico García Lorca

Poemas para niños de primaria

Las poesías para primaria nos dan mucho juego tanto en casa como en el centro escolar por todo lo mencionado anteriormente.

Pero he querido recopilar poemas reconocidos, tradicionales y populares, algunos de ellos muy famosos.

Algunos usan palabras cortas, por lo que son muy simples y divertidos.

Estos se pueden utilizar para niños de 8 años, 9 años y 10 años. Además para 2º y 3º grado escolar.

Hay poemas más largos para niños y algunos cortos, muy bonitos.

Una actividad puede ser hacernos una imagen mental de lo que estamos leyendo u oyendo, para después hacer dibujos, así podemos hacer un mural y poner los poemas ilustrados por los niños

Tabla de multiplicar

Celia Viñas

Dos por una es dos;

dos por dos, cuatro;

tras de la ventana

un cielo claro.

Dos por una es dos;

dos por dos, cuatro;

cruza la ventana un pájaro.

-Silencio.

Dictado.

Las agudas se acentúan

cuando… -No sé cuándo.

Poema corto para niños - Tablas de Multiplicar

Llamo a la juventud

Miguel Hernández

Sangre que no se desborda,

juventud que no se atreve,

ni es sangre, ni es juventud,

ni relucen, ni florecen.

Cuerpos que nacen vencidos,

vencidos y grises mueren:

vienen con la edad de un siglo,

y son viejos cuando vienen.

Poemas para niños - Miguel Hernández

Paisaje

Federico García Lorca

La tarde equivocada

se vistió de frío.

Detrás de los cristales,

turbios, todos los niños,

ven convertirse en pájaros

un árbol amarillo.

La tarde está tendida

a lo largo del río.

y un rubor de manzana

tiembla en los tejadillos.

La niña que se va al mar

Rafael Alberti

¡Qué blanca lleva la falda
la niña que se va al mar!

¡Ay niña, no te la manche
la tinta del calamar!

¡Qué blancas tus manos, niña,
que te vas sin suspirar!

¡Ay niña, no te las manche
la tinta del calamar!

¡Qué blanco tu corazón
y qué blanco tu mirar!

¡Ay niña, no te los manche
la tinta del calamar!

Mariquita

Gloria Fuertes

Mariquita, escribe, escribe,

y no dejes de escribir,

y no te olvides que “mayo”

siempre se pone con “y”.

Mariquita, lee, lee,

y no dejes de leer,

porque si no las orejas

pronto te van a crecer.

Mariquita, si eres buena,

los Reyes te traerán

una muñeca muy rubia

con los ojos de cristal,

Mariquita, escribe, escribe,

y no dejes de escribir,

y al pasar los Reyes Magos

te traerán un colibrí.

Mariquita, salta, salta,

y no dejes de saltar;

pareces un saltamonte

con dos trenzas de verdad.

Quien da, quien da,

al cielo se irá;

quien tiene y no da,

al infierno caerá.

Canción de la vacación

Gloria Fuertes

Cuando sea mayor, o muy mayor,

no olvidaré esta canción

de la Vacación.

-¡Qué bien juego en el verano

con mi hermana, con mi hermano!

Bajo el sol y sin abrigo,

con mi amiga, con mi amigo.

Con la pelota de goma

¡Chuto! ¡Toma!

Con pelota de raqueta

con el verso de poeta

llegaremos a la meta.

Cantando la canción

de la Vacación.

Ema y los pájaros

María José Ferrada

El sol hundió las manos

en la tierra

cavó hasta el fondo

y dejó

una semilla minúscula

negra

como la oscuridad más oscura

como clave de sol

o una duda.

La semilla brotó

fue mirlo

y voló.

A veces bajo el árbol

un signo de pregunta

picotea lombrices

y canta al cielo

(mirlo es eso,

pozo profundo

música del sol

una luz).

Poemas infantiles Ema y los pájaros

El colegio

José Manuel de Lara

Cuatro paredes

tiene el colegio.

Los niños gritan sin gana

lecciones, cantos y rezos,

mientras el patio vacío

repite el eco.

Sobre la negra pizarra

trazos inciertos,

y en un rincón pone un mapa

colorines polvorientos.

Todas las amplias ventanas

tienen su trozo de cielo.

Y un rayo de sol le pone

guiñas de luz a un tintero.

Lentos, cansados, monótonos,

dicen a un tiempo

montes y ríos de España,

canciones y padrenuestros,

mientras un aire dormido,

sumiso y tierno,

entre pupitre y pupitre

bosteza su aburrimiento…

Poemas Infantiles Cortos - El colegio

Tristes guerras

Miguel Hernández

Tristes guerras

si no es amor la empresa.

Tristes, tristes.

Tristes armas

si no son las palabras.

Tristes, tristes.

Tristes hombres

si no mueren de amores.

Tristes, tristes.

Corderito

Gabriela Mistral

Corderito mío,
suavidad callada:
mi pecho es tu gruta
de musgo afelpada.

Carnecita blanca,
tajada de luna:
lo he olvidado todo
por hacerme cuna.

Me olvidé del mundo
y de mí no siento
más que el pecho vivo
con que te sustento.

Y sé de mí sólo
que en mí te recuestas.
Tu fiesta, hijo mío,
apagó las fiestas.

Los Ratones

Lope de Vega

Juntáronse los ratones
para librarse del gato;
y después de largo rato
de disputas y opiniones,
dijeron que acertarían
en ponerle un cascabel,
que andando el gato con él,
librarse mejor podrían.


Salió un ratón barbicano,
colilargo, hociquirromo
y encrespando el grueso lomo,
dijo al senado romano,
después de hablar culto un rato:
– ¿Quién de todos ha de ser
el que se atreva a poner
ese cascabel al gato?

Mi sombra

Edgar Allan García

Mi sombra me sigue,
mi sombra me atrapa,
mi sombra se encoge,
mi sombra se alarga,

Me imita y se esfuma,
se dobla y se agranda
y baja cuando subo
y sube cuando bajo

Y sin ningún trabajo
es dinosaurio o nube,
es gigante o enano
y está donde ya estuve.

Sombra que prolongas
la noche en el día,
ahí donde te pongas
eres mi otra y la misma,

Sombra que asombras
bajo sombrero o sombrilla,
dime en silencio, hermana,
dime, ¿por qué no brillas?

Poemas cortos para niños - Mi sombra

La rama

Octavio Paz

Canta en la punta del pino
un pájaro detenido,
trémulo, sobre su trino.

Se yergue, flecha, en la rama,
se desvanece entre alas
y en música se derrama.

El pájaro es una astilla
que canta y se quema viva
en una nota amarilla.

Alzo los ojos: no hay nada.
Silencio sobre la rama,
sobre la rama quebrada.

Manolito caracol

Carmen Gil

Manolito el caracol
sale sólo si hace sol,
pues no le gusta ni un pelo
que llueva lluvia del cielo.

“Es caracol de secano”,
explica a todos su hermano.
“Sueña de noche y de día
con vivir en Almería”.

¿Y qué hace un caracol
viviendo bajo una col
si él lo que quiere es estar
muy cerquita de la mar?

Manolo le echa coraje,
coge todo su equipaje
y se dispone a viajar
hasta Roquetas de Mar.

“Vaya, vaya, vaya, vaya…,
pero qué enorme es la playa”.
Y olvida pronto su pena
tomando el sol en la arena.

Un día llega una ola,
arrastra una caracola
y Manolo, de repente,
se enamora locamente.

Caracola y caracol
son felices bajo el sol:
se pasean por la orilla
de la mano y sin sombrilla.

Caracol y caracola
ya no están solo ni sola
y se quieren a rabiar
allá en Roquetas de Mar.

Como veis los poemas vistos son estupendos para leer a los niños y bebés o que los lean ellos.

He recopilado autores clásicos, españoles, seguramente conozcáis muchas de sus obras.

La cuestión es despertar sentimientos en nosotros y en los niños.

Espero que los disfrutéis. 

¿Conoces estos poemas? ¿Has pensado en alguno que no debería faltar en esta recopilación? Dímelo en los comentarios y estaré encantada de añadirlo al artículo.

Me encantaría saber tu opinión sobre este artículo.

Sólo tienes que marcar las estrellitas amarillas. ¡Gracias!

 

¡Si te ha gustado compártelo, es sexy!

Facebook
Twitter
 

6 comentarios en “21 Poemas para niños ideales para leer a tus hijos

  1. ¡Hola! Muchas gracias por los poemas. Creo que deberías incluir al menos uno (y tiene muchos y muy bellos) de los de María Elena Walsh.
    Saludos desde Argentina 🙂
    Adriana

     
  2. Buenas noches, para una bebe de 2 meses es ideal contarles cuentos o poemas o desde que edad se podría empezar a leerles. Muchas gracias saludos desde Colombia

     
    • Hola Alejandra, muchas gracias por escribirme, sobre tu duda es ideal desde ya, da igual la edad que tenga, recién nacido es fantástico, durante el embarazo también y cuando tienen más edad aun más porque vas a empezar a interactuar con ella.
      Empieza a leerle ya. Un abrazo enorme.

       
  3. EN EL VALLE DE LOS BOSQUES DANZANTES UN CORO DE VOCES BLANCAS ENTONAN MIL CARIÑOS DE LA MAR LEJANA….CANTAN Y CANTAN ENTONANDO POEMAS EN EL CAMINO DE ALELÌ.

     

Deja un comentario